Jan Hendrix

Drawing the distance

Del 21 de febrero al 23 de abril 2014

 

La Caja Negra presenta el trabajo reciente de Jan Hendrix. En la exposición Drawing the distance se presenta un conjunto de obras en diferentes soportes –papel, metal esmaltado, recortes, impresiones xilográficas- bajo el común denominador del dibujo como proceso primario en la elaboración de la obra. En palabras del artista:

“Drawing the distance (Dibujando la distancia) se refiere a varios temas. En primer lugar a la práctica del dibujo como si se tratara de una línea de lápiz litográfico borrosa e infinita, hecha durante décadas y que conforma la base de datos -la fuente- de todas las demás obras, sean estas pequeñas o monumentales, de bronce, de aluminio o de papel. El dibujo es el motor de todo lo que hago, es la maquinaria interna del taller. Si estoy construyendo una pieza va a ser el dibujo el que me de la convicción suficiente para echar a andar el proceso de producción. En otras palabras, si el dibujo (o la propuesta) no son suficientemente buenos no hay nada, entramos en punto muerto. Pero si la decisión es positiva, entonces ese dibujo específico puede generar un torbellino que puede durar años en distintos talleres, distintas obras, distintos lugares alrededor del mundo.

En segundo lugar, Drawing the distance se refiere también a la traducción o a la interpretación o a la reconstrucción del paisaje y todo lo que esto implica (desde los mapas, hasta temas políticos y climáticos que son cruciales a nivel global) ¿Cómo representas una isla deshabitada en el Mar de Cortés? Lo haces al estilo Cousteau, o al estilo Attenborough o quizá incluso al estilo Monet. Me puse a indagar en la historia y descubrí que a finales del siglo XVIII la primera forma de describir un territorio nuevo era hacer lo que se llama un “perfil costero”. Te acercarías a un territorio desconocido y te harías con él dibujando su perfil, como si pudieras poseer Manhattan simplemente al tomar una foto de su skyline desde un barco. ¡No es una mala manera de hacerse de unas cuantas hectáreas! Me han fascinado siempre las maneras distintas de interpretar la naturaleza, su inagotable conocimiento enciclopédico, pero cuidado, la Naturaleza es vertical (estudios en capas, la visión del microscopio, la manera en que crecen los hongos, etc.) y el Paisaje es horizontal. Esta es probablemente la encrucijada en la que me encuentro ahora.

En tercer lugar Drawing the Distance es también la memoria de los veranos recientes pasados en un lugar edénico en el suroeste de Francia. La evidente abundancia de vegetación, la exhuberancia del lugar pero también la velocidad a la que todo cambia. Como dijo Morley, nohay un paisaje más cambiante que el mismo paisaje bajo cielos alterados. Las obras en la exposición nacen de una caminata idéntica diaria a distintas horas y bajo cielos alterados a lo largo de un mes.”